“La ciencia es imprescindible para la Gestión del Riesgo de Desastres en el Perú”. En el Día Internacional para la Reducción del Riesgo de Desastres.

Hoy, 13 de octubre, se conmemora el “Día Internacional para la Reducción del Riesgo de Desastres”, fecha instaurada por la Asamblea General de las Naciones Unidas con el objetivo de fortalecer las acciones de prevención orientadas a reducir la pérdida de vidas humanas, daños a la economía, infraestructuras de servicios básicos y de vivienda.

Este año, las Naciones Unidas centra la conmemoración de esta fecha en la meta de “incrementar la disponibilidad de los sistemas de alerta temprana (SAT) sobre amenazas múltiples”. Al respecto, el Instituto Geofísico del Perú (IGP), organismo adscrito al Ministerio del Ambiente (MINAM), sostiene que, en nuestro país, se vienen logrando avances significativos en el conocimiento de los fenómenos naturales e instrumentación para su monitoreo.

“Los SAT son herramientas vitales para reducir el riesgo que hoy en día son posibles gracias a la investigación científica. Desde el IGP, por encargo del Estado peruano y en coordinación con el Instituto Nacional de Defensa Civil (INDECI), hemos realizado avances sustanciales para implementar los SAT contra sismos, erupciones volcánicas y huaicos”, explica Hernando Tavera, presidente ejecutivo del IGP.

Por encargo del Estado peruano, en el caso de sismos, el IGP cumplirá con finalizar las componentes del SAT asignadas a su competencia para fines de este año. Con respecto a erupciones volcánicas, ya se cuenta con el sistema de alerta temprana en 12 de los 16 volcanes activos y potencialmente activos del país. Finalmente, en el caso de huaicos, se ha desarrollado un sistema de alerta que está operando con éxito en las quebradas Huaycoloro y Rioseco en la provincia de Huarochirí, Lima.

El rol de la ciencia para el IGP

Si bien hoy en día la implementación de sistemas de alerta temprana para otros fenómenos naturales no tiene el mismo avance que el SAT de sismos, volcanes y huaicos, las instituciones científicas en el país, entre ellas el IGP, vienen dirigiendo sus esfuerzos en ampliar el conocimiento de los peligros naturales que representan una amenaza para la población del Perú, tanto en la costa, sierra y selva.

“La ciencia es indispensable para la GRD. Por ello, debe promoverse su desarrollo y divulgación en todos los niveles y espacios. Los ciudadanos deben sentirse cómodos al hablar de ciencia y no ajenos a sus implicancias. Ahora bien, con respecto a los SAT, estos no pueden implementarse sin identificar el peligro, el riesgo y la exposición, además de la vulnerabilidad de la población, por lo que en el IGP estamos abocados a seguir desarrollando investigaciones que, en lo posterior, nos permitan monitorear los peligros que estudiamos en el marco de nuestras competencias”, culmina Tavera.

De esta manera, el IGP, desde el año 1922, continúa generando conocimiento científico a fin de contribuir con la prevención, reducción y el control permanente de los factores de riesgo de desastres en la sociedad, realizando “ciencia para protegernos, ciencia para avanzar”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here